en Boda

Dicen que somos las historias que nos contamos. Eso es lo que logran las fotografías: narrar a través de imágenes un momento que fue. Cuando dos personas deciden unirse en matrimonio desean que los recuerdos de su alianza duren para siempre. Para coleccionar gratas memorias es preciso elegir un buen fotógrafo. En este artículo te diremos cómo lograrlo.

¿Qué define a un buen fotógrafo de bodas?

Un fotógrafo de bodas, además de saber manejar los principios básicos de iluminación, encuadre, velocidad de obturación, apertura de diafragma, ISO, etc., debe tener una sensibilidad especial que le permita captar con delicadeza los mejores momentos antes, durante y después del casamiento.

Si al revisar los trabajos de varios fotógrafos de bodas tu corazón se emociona gracias a su buen trabajo, apunta sus nombres en una lista. Luego chequea los siguientes pasos que te recomendaremos, y al final elige al que se adapte mejor a lo que buscas. ¿Comenzamos a explorar? ¡Acompáñanos!

Elige al mejor fotógrafo para tu boda con estas 5 claves

1.    Ten claro el estilo que quieres:

El primer paso sienta las bases de tu futura elección. Conversa con tu pareja,  definan juntos qué desean reflejar en sus fotos de boda y cuál es el estilo que desean mostrar. A partir de ahí, tu lista interminable de fotógrafos se irá reduciendo hasta dar con aquellos que realmente guarden consonancia con el estilo que buscas.

2.    Examina su trabajo:

Un buen fotógrafo debe tener disponible un portafolio online para exhibir sus imágenes. Mira más allá de las primeras cinco fotos, observa su estilo, su iluminación, su encuadre, su delicadeza, lee la manera en que se expresa sobre su labor, evalúa cómo cuenta sus historias. ¡Todos estos detalles valen!

3.    Conoce su presupuesto y disponibilidad:

Una vez que tengas una lista, elige a tus favoritos y contáctalos para conocer sus honorarios y saber si están libres para la fecha de tu boda. Pregunta qué incluyen sus servicios, si cobra por hora o por sesión, en qué formato entrega las fotos… Y, sobre todo, recuerda que un buen fotógrafo cobra lo que merece por lo que sabe hacer.

4.    Pide o encuentra referencias:

Lo bueno de esta era digital es que gracias a sus redes sociales o página web puedes conocer cuáles son las impresiones de la gente sobre su trabajo. Más allá de los likes, lee los comentarios, ve el feedback de las parejas con las que ha trabajado, indaga si hay comentarios negativos y por qué.

5.    Hazle caso a tu corazón

Cuando eliges a la persona responsable de documentar tu boda también estás sellando un compromiso de por vida. Asegúrate de que al ver el trabajo del fotógrafo o fotógrafa tu corazón hable por ti y que diga: “tiene que ser él o ella”.  Todo esto, claro está, tomando en cuenta los consejos previos. ¡Combina razón y corazón!

Recuerda que el fotógrafo ideal es el que más se adapte a tus gustos, requerimientos y anhelos. Un último consejo para ti: ¡no lo dejes para última hora!

¿Ya escogiste el tuyo?, ¿tienes alguna duda?

PUBLICACIONES RECIENTES
Flores ideales para usar en tu boda